Las fotografías denuncia que presentamos son de un lugar céntrico, a nada, un arco de piedra de la Avenida de Cesar Augusto.

Con independencia de la desidia en el mantenimiento de las aceras y calzada, como puede apreciarse, en una de las fotografías, esquina del Arco de San Idelfonso, con la trasera de una entidad bancaria, sirve de urinario público con defecaciones periódicas, de forma diaria y permanente; soportar eso, añadiendo a que 100 metros más abajo en la calle Castrillo, la explotación sexual de mujeres permanece día y noche a pesar de las constantes denuncias de esa situación denigrante en todos los foros posibles.

Arco de San Ildefonso que forma parte de la Iglesia de Santiago el Mayor

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies